mayo 18, 2020 - Notas 360° | Principal

La semana anterior el alcalde José Ramiro Bermúdez y su equipo de trabajo presentaron de manera virtual el plan plurianual de inversiones para el periodo 2020-2023. La nueva administración distrital realizó un ejercicio participativo para la definición de las 5 líneas estratégicas y 54 programas que serán el derrotero de gobierno de los próximos 3 años.

Plan Plurianual de Inversiones de Riohacha

El Plan Plurianual de Inversiones (PPI) del Plan de Desarrollo “Riohacha Cambia la Historia”  se estructuró y presentó a partir de la definición de los usos y fuentes de financiación para materializar, en términos de recursos, las líneas estratégicas. La administración distrital estima una inversión total de $1.5 billones, que serán destinados para el cierre de brechas sociales, la reactivación económica, la generación de ofertas y servicios para los jóvenes y la promoción de la cultura ciudadana en el Distrito de Riohacha.

De acuerdo con la información presentada por la Secretaría de Hacienda Distrital en la audiencia pública para la presentación del PPI,  el 90% de los recursos del Plan de Desarrollo estarán destinados a salud, educación, agua potable y saneamiento básico y se financiarán con los recursos del SGP y transferencias.

Únicamente el 10% del presupuesto será destinado a otros sectores y serán financiados con recursos propios y del Sistema General de Regalías. Esto pone en evidencia la debilidad financiera del Distrito y la alta dependencia de los recursos de transferencias para materializar la visión de ciudad.

En ese sentido, el fortalecimiento de las finanzas públicas debe ser uno de los principales retos de la administración liderada por el alcalde José Ramiro Bermudez, con el fin de lograr mayores recursos propios, una mayor autonomía en las decisiones de inversión y una mayor capacidad y pertinencia de las mismas.

Fortalecimiento de la Gestión Fiscal de Riohacha

De acuerdo con al nuevo estudio de Guajira 360º, “Fortalecimiento de la gestión fiscal, condición necesaria para el desarrollo de Riohacha”, los últimos años de inestabilidad política han afectado la capacidad de gestión de recursos propios y han deteriorado la cultura de pago de los contribuyentes, especialmente en el caso del impuesto predial.

Actualmente, de las ciudades capitales de la región Caribe, Riohacha es la más dependiente de las transferencias de la nación y la de menor recaudo tributario per cápita.

Esto, por supuesto, incide en su capacidad de financiamiento de la inversión de manera autónoma. A nivel de endeudamiento, el municipio tiene una obligación moderada pues representa menos del 50 % de los ingresos corrientes, situación más favorable que en el caso del departamento. Sin embargo, el nivel de inversión es bajo con respecto al resto de capitales de la región.

El Distrito de Riohacha ha venido adelantando una serie de acciones internas a nivel de gestión del recaudo de impuestos para mejorar la destinación y ejecución de los recursos. Sin embargo, es necesario ser constantes en las políticas y darle prioridad al fortalecimiento fiscal.

Será complejo la reactivación económica y el posicionamiento de la ciudad como destino turístico, si se priorizan pocos recursos para el financiamiento de sectores claves como el comercio, turismo y agricultura.

¿Qué se recomienda?

De acuerdo al estudio Fortalecimiento de la gestión fiscal, condición necesaria para el  de Riohacha, adelantado por  Guajira 360°, se han identificado cinco retos y recomendaciones en materia de gestión fiscal a los que se debe dar prioridad en los próximos años con el objetivo de tener los insumos suficientes para garantizar una administración local efectiva, eficiente y pertinente para el desarrollo.

  1. Fortalecer el recaudo de recursos propios, es decir, ingresos tributarios (impuestos locales) y no tributarios (contribuciones, recursos por multas y sanciones, entre otros). 
  2. Fortalecer los procesos relacionados con la gestión, administración y ejecución de los recursos del Sistema General de Participaciones.          
  3. Fortalecer los procesos de planeación financiera de mediano plazo en materia de ingresos y gastos.
  4. Fortalecer la Oficina de Defensa Jurídica del Distrito. Se deben implementar procesos de identificación de riesgos jurídicos con el fin de prevenir demandas en contra de la administración local.
  5. Realizar un análisis técnico que identifique las necesidades en procesos de gestión interna con el fin de implementar acciones de mejora de procesos de gestión de ingresos y gastos.